Me sumo desde este post a la campaña ‘La ley más estúpida del mundo‘ que acaba de poner en marcha Xnet contra la reforma de la Ley de Propiedad Intelectual que hoy mismo ha entrado en vigor. Un texto que, como ya hemos comentado en diferentes ocasiones, atenta contra las libertades de expresión e información y contra la propia esencia de Internet, entre otras aberraciones. Xnet ha publicado un post en el que se detallan los efectos de esta nueva ley y anuncia acciones para combatirla.

Te dejo un extracto por aquí, aunque en teoría, con la nueva ley en la mano, tendría ya incluso que pagar por reproducirlo en virtud del ‘canon Aede’ y su perversión del derecho de cita. Si quieres apoyar esta lucha en la defensa de la libertad de Internet y otros derechos fundamentales, no tienes más que hacerte eco del post de Xnet o del tuit relacionado. Y estar atento a los próximos anuncios.

"¿Cuáles son los problemas de la ley más estúpida del mundo? Aquí un compendio de sus aberraciones.
 

  • Ataca la libertad de citar, más todavía, ya que, por grotesco que parezca, en España citar es ilícito.
  •  

  • Ataca la libertad de circulación de la cultura, la información y el conocimiento intentando impedir algo tan necesario y humano como el compartir. [léase este artículo de A. Delgado “Compartir es algo que el ser humano ha hecho toda la vida, solo que ahora lo hacemos online“.]
  •  

  • Afecta masivamente la financiación de la educación en un momento en el que las instituciones educativas luchan para sobrevivir bajo mínimos;
  •  

  • Deniega la presunción de inocencia poniendo en peligro cualquier emprendimiento e innovación en entorno digital: cualquier ciudadano o empresa puede ver cerradas sus webs o servicios online por orden de una comisión administrativa compuesta por personas incompetentes, parciales y sin mandato judicial.
  •  

  • Las entidades de gestión, a pesar de su corrupción y obsolescencia, tras forrarse con el timo del canon digital, ahora pueden forrarse con otros supuestos demenciales.
  •  

  • Y por último esta ley ataca la estructura misma de Internet criminalizando su esencia: el enlace y la copia, sin los cuales Internet no existiría.

 
(…)
 
Todos citamos y somos citados, todos informamos y recibimos información, todos contribuimos a que la cultura circule y de esta manera todos creamos cultura. Lo normal es que se repartan las ganancias si las hay y que, si no las hay, simplemente se deje a la cultura circular, ya que solo su circulación le da valor como tal".

1 comentario La ley más estúpida del mundo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *