S

i me dieses a elegir,
preferiría

ser como el mar
que te seduce
sin prisas,

el sueño
que te repara
sin ansias,

la estrella
que te susurra
sin voz.

la brisa
que te proyecta
sin alas,

la razón
que te alimenta
sin manos,

El verso
que te acaricia
sin piel.

(O el mar
que te repara
sin voz,

el sueño
que te susurra
sin alas,

La estrella
que te proyecta
sin manos

la brisa
que te alimenta
sin piel,

la razón
que te acaricia
sin prisas,

el verso
que te seduce
sin ansias,

que te alimenta,
que te proyecta,
que te susurra,
que te repara).

Eso quisiera ser:
el verso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *